En el polimi: Packaging Design (o cómo tirar el tiempo por la borda)

24 , junio , 2008 at 5:33 pm Deja un comentario

¡Por fin! Por fin he terminado un trabajo que ma ha traído de cabeza desde sus inicios… ¡El maldito trabajo de Packaging design! Pero no se crean que la broma ha acabado, que dentro de dos semanas toca examen (¡je!).

Ahhhh, qué decir de ésta asignatura… Pues ahora como vengo en caliente, seguramente nada bueno, qué le vamos a hacer. A saber:

En el comienzo de los tiempos, escogí esta asignatura porque albergo la esperanza de que me la puedan convalidar por Envase y Embalaje, allá en las tierras ibéricas.

El curso comenzó bien: La pgofesoga Bucchetti (sí, habla como Fedeguico) comenzó hablando de que, si bien ella es una mandada por la universidad, por ser su área la comunicación gráfica, según ella el packaging (¿había dicho ya que los italianos no tienen personalidad lingüística?) puede y debe desarrollarse por otras áreas más prioritarias que la mera comunicación visiva. En palabras llanas: Que te dejes de pijadas y hagas algo útil, ¡pijo!

Así que tintes verdes cogía el curso, y además la mujer explicó que podíamos hacer un trabajo que puntuase al final (ya les contaré, que esto es muy divertido) pero cuya temática tenía que tener una intención crítica, es decir, explicar una realidad, posicionarse al respecto y hacer pensar un poco al personal, con la intención de generar un pequeño debate después de la exposición de cada uno. Interesante, cuando menos. Además definió un calendario para que no hubiese más de cuatro exposiciones por lección, quitando días lectivos, para hacerlas soportables y fomentar el interés. Lo normal es hacer sólo dos días de presentaciones, con unas 12 o más al día… ¿saben quién ve las cuatro últimas? Sasto, el Tato. Y el profesor.

Así que no pintaba mal la cosa. Comenzaron las clases de teoría, por las que perdí interés a mediado de cuatrimestre (cuando comenzaron a hacerse peligrosamente soporíferas). De todas formas yo seguí yendo todas las semanas (no se crean) y me hice una idea bastante buena del curso, que viene siendo un curso de packaging de toda la vida: materiales, métodos de fabricación, comunicación visiva (bastante), ergonomía… esas cosas.

Entre medias, tirando al final, hicimos mi compi Laura y yo un trabajo comparativo sobre las políticas de reciclaje en cuatro países de la UE. No entraré de en detalles, la temática lo dice todo.

Y dirán, ¿pues porqué no escogísteis otra cosa? Pues porque al principio parecía fácil, y entretenido. Y mucho he aprendido con éste, no se crean, que tiene miga y quieran que no siempre se saca algo bueno… Pero ha sido demasiado peñazo, sobre todo por la agonía de hacerlo siempre a última hora (y eso que esta vez empecé con más tiempo del que suelo, que si no…).

Pero bueno, al fin hoy hemos presentado el trabajo (los últimos, el último día) y toca olvidarnos… Pero es que, después del curre que nos hemos metido (que a pesar de las prisas, ha sido un curre grande), lo que nos ha dicho la profesora no ha matao:

El tgabajo se puntuagá de cego a tges, y se sumagá a la nota final del examen ogal.

Pues es algo normal – podrán pensar. Ahhhh pero es que aquí no puntúan de 0 a 10, sino de 0 a 30… Sí, señores, nos hemos roto el culo para que, en el mejor de los casos, nos suban un maldito jodido puto sólo punto la nota de un examen oral, sobre dos libros (uno obligado, que es básicamente sobre el que se basan las clases, y otro a nuestra elección) en ningún caso pequeños.

Ya me hebrá valido más la pena haber leído los libros en vez de pelearme con procentajes de reciclaje e impuestos especiales para botes de champú. O haberme rascado la barriga con vehemencia. Habría sido algo menos provechoso, pero no mucho menos.

Aclaración: A pesar de mi pgonunciación y sus métodos de evaluación, con los que discrepo ampliamente, la profesora Bucchetti es por lo general simpática y accesible. Es exigente, eso sí. Y muy crítica. Pero creo que esos son ingredientes muy necesarios para ser un buen profesor (esto no está reñido con ser a la vez más o menos cabrón, más o menos cretino, o más o menos buena gente, son dos cosas distintas).

Anuncios

Entry filed under: En el Polimi.

Y mientras en el parlamento europeo… Hazte a la idea, chaval

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Tempo, comunque vadano le cose lui passa…

junio 2008
L M X J V S D
« May   Jul »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Su publicidad aquí

quikosastienes[arroba]gmail[punto]com

Por la ventana

  • 45,446 pajarillos han pasao

¡¡FEEDS GRATIS!! (Suscripciones)

Sí, Feeds.
Suscripciones en castellano.
No son malos ni te comen.
Sirven pa enterarse de cuándo de ha escrito una entrada o un comentario nuevos.
Lógica aplastante, pero a mí nadie me lo dijo.
¡Pincha y añade un nuevo enlace innecesario en tu explorador!

¡Suscripción! ¡Comentarios!

El que avisa no es traidor

Si crees que algo está mal... Probablemente lo esté.
¡Tu Internet Explorer está mal!

¡Yo no cometo errords!
Usa Firefox
O cualquier otro...

Los tres mandamientos de Creative Commons

Reconocerás al autor.
No te lucrarás con ello.
Usarás ésta misma licencia.
Para más info:
Licencia Creative Commons


A %d blogueros les gusta esto: