Iba a votar a Clavijo

Bueno, bueno: ¡Hola familia! No, no me he muerto. Puede que no escriba, puede que no llame, puede incluso que alguna de vosotras, personas lindas, me haya llamado y LA señora (siempre es la misma) le haya contestado: “El teléfono móvil al que usted llama está apagado o fuera de cobertura en éste momento”. Sí, perdí el móvil. No, no me he ocupado de restituirlo.

Pero sigo dando por saco. La diferencia es que últimamente me aguantan sólo aquellos a quienes tengo al lado. Vale, a veces esos tampoco me aguantan, se levantan, se van, y vuelvo a no molestar a nadie… ¡pero esa no es la cuestión! Ahora, la pinche cuestión que quiero compartir es: las elecciones del 20 de noviembre (o cómo evitar el castañazo dentro del castañazo inevitable).

Al hilo, una viñetilla muy ilustrativa de lo que quiero decir con castañazo:

¡La lisa!

Sí, vale, está claro que van a salir los de siempre. El “canovismo” lleva ya más de 100 años inventado y D’Hont no va a ayudar a que desaparezca, precisamente. Peeeero quizás sí podamos, después de todo, meter una papeleta en un sobre, echar ese sobre a una urna en un día señalado, y no sentirnos como una mierda, sino pensar que hemos hecho algo con sentido. Imaginad si es que eso llega a pasar. Al hilo, un vídeo de los Annonimous esos que igual ya habéis visto. Un poco muy friki, pero esclarecedor para quien no se ha informado todavía y, bueno, un poco por ello es que escribo ahora…

Ay… algún día conseguiré leer “V for Vendetta”, seguro…

¿Qué? ¿Votamos? Acabo de leer que mañana es el último día para solicitar el voto por correo así que tendré que pasarme por el Ayuntamiento, que también tiene la oficina de Correos, y que no me pase como hace casi 4 años: ¡este año voto! ¿Y a quién? Buah… esa es una de las cosas que más pereza me da: ¿cómo sé con qué partido me siento más identificado si ni siquiera sé quiénes se presentan? ¿Encima me voy a leer sus programas? ¡Voto nulo y San Seacabó! Eso pensaba, hasta que descubrí un par de herramientas que han hecho que cambie de idea:

  1. elecciones.es – Igual la aplicación no funciona, pero desde el blog, se pueden ver los partidos que concurren, y dónde. Gracias a esta lista re-descubrí (ya había oído hablar de ellos, pero lo había olvidado) a Escaños en Blanco, cuya propuesta me parece de lo más eficiente: los candidatos no toman posesión del cargo, por lo que su silla queda vacía, y se ahorran los costes asociados a un señor que gasta mucho más de lo que necesita realmente, con cargo al Erario Público. Los del +MAS+ también me caen muy bien, pero son como que más… emmmmm, ¿utópicos? Sí, definitivamente.
  2. VotoWiki – ¿Y si nos pusiéramos de acuerdo para votar algo que no nos desagradara y siviera de algo? ¡Actualizado en tiempo real! Pero será cuestión de darle muchíiiisimo bombo, porque por lo pronto somos muy poquitos los que nos hemos pronunciado, y no es que quede mucho tiempo…

Y bueno, mi idea inicial era votar a Clavijo. Literalemente. Pero igual no lo hago.

Cuídense mucho, allá donde estén. Y voten.

Abrazos,
El Barrendero

Bola Extra: Para quien quiera votar nulo, aquí dejo unos votos protesta que me pasó peña del #15M. Son ideas, ¡pero las mejores las llevamos adentro de cada una! ¡Viva la creatividad!

10 , noviembre , 2011 at 12:14 am 1 comentario

Re-poniéndonos(lo)

Y vamos allá, después de estos meses de sequía, lo más fácil será poner(nos) un video la mar de majo, que volver a escribir cuesta taaaanto… ¡Gracias Nita!

Y gracias Txap por el ánimo a volver😉

25 , enero , 2010 at 11:14 pm Deja un comentario

Un día de estos vuelvo

¡Hola (de nuevo) mundo!

Un día de éstos vuelvo a escribir, fijo.

20 , enero , 2010 at 6:05 pm 1 comentario

Cita necesaria

Y si lo hiciese, se armaría la gorda DE VERDAD. No son listos, y son malos. Malos y cobardes. Como usted, me disculpe.
Y si le llamo cobarde es porque no se atreve a enfrentarse a alguien más armado que usted, pero la fuerza física es sólo el recurso del más débil. Del más débil de razón, por supuesto.
Si no fuera un cobarde, no evitaría mirar de frente a la realidad y decir: “Bien, pienso que “toda vida es sagrada, como sagrado es el derecho a vivirla en libertad y seguridad”, a un lado del bando tenemos ocho cientos muertos, al otro… Luego, en virtud de la coherencia, los del primer bando están siendo masacrados, ¿¿DÓNDE SE HAN VISTO 800 TERRORISTAS JUNTOS?? ¿¿DONDE??”
Pues eso, señor mío, es así le guste o no. Y si tiene corazón y raciocinio humano, tragará orgullo, se esforzará por reconocer los errores y mejorar como ser humano, y dejará de repetir dogmas, marear la perdiz y engañarse a sí mismo, porque a los demás no va a engañar.
Y no tengo más que decir, me disculpe.
Atentamente, Un idealista.

Mi último comentario de una conversación triste (y ni siquiera me hizo falta leer todo el post).

Me voy, que hay curro.

10 , enero , 2009 at 5:40 pm 4 comentarios

Si no puedes vencerlo…

No quería.

No quería escribir.

Pero. Tengo. Que. Deshacerme. De. Ésto.

Y como no puedo vencerlo, pues igual por aquí por fin sale de mi cabeza… ¡para entrar en la vuestra! Muaajajajajaaaa. Apenas sí lo he escuchado lejenamente esta mañana, cuando mi madre tenía puesta la radio, pero es que no hay forma de escapar , ¿porqué tienen que existir canciones así?

Yo ya creía que era terrible, pero es que el vídeo es ya lo mejor: Uno de los más claros ejemplos de La Movida, su caspa, mal gusto, simpleza musical y, sin embargo, simpático resultado. Yo ya no sé qué pensar…

Así que hala, ahí os quedáis con Alaska y los Pegamoides con una de las canciones más repetitivas de la historia musical, “Horror en el hipermercado”. Yo que vosotros me lo pensaría antes darle al play…

9 , enero , 2009 at 7:19 pm 2 comentarios

Carta a Sus Majestades

Sus Excelentísimas Majestades, Reyes Magos del Lejano Oriente,

¿cómo les va todo? Hacía ya años que no les escribía y, si bien es cierto que siempre fui un tanto oportunista, escribiendo tan sólo una carta al año y (fíjense qué casualidad) siempre por las mismas fechas, diré también que lo hacía con verdadera ilusión e inocencia infantil.

Ahora, pasado el tiempo, me pongo en sus ilustres lugares y me pregunto: ¿Les ha cambiado el trabajo en las últimas décadas? A juzgar de primeras, diría que no: siguen trabajando una noche al año, que sigue siendo la misma.

Pero, ¿y las cartas? Ustedes llevan millones y millones de misivas leídas y, quizás, podrían decirme si se nota en la ortografía, expresión escrita o amabilidad en el trato, el deterioro de la enseñanza, los libros sin leer desplazados por la televisión, l mldito lnguag sms, etcétera. ¿Y los juguetes? ¿No se hacen un lío ahora que un niño les pide el MeapilasBot XZ/45-Q y no una pelota? ¿No temen equivocarse al llevarle el MeapilasBot XZ/42-P y  que el pobre niño se pille un berrinche? ¿No hubiese sido más fácil si pidiese un tractor de juguete? Ya lo creo que sí. Pero no se engañen, Sus Majestades, que la culpa no será suya.

austria-011

Desde luego, Majestades, debe ser duro comprobar cómo, año tras año, algo tan sencillo como son las ilusiones de un niño se vuelve complejo y enrevesado, demasiado distorsionado por las interferencias del ambiente en que está sumergido. Pero no seamos catastrofistas, Majestades, que no es orégano todo el monte y si apreciamos que algo no es como debiera (a nuestro humilde juicio), es deber nuestro esforzarnos en que cambie, y no pararnos a despotricar sin más.

He de reconocer, Majestades, que cuando aunque dejé de escribirles no dejé, sin embargo, de esperar su llegada. La ilusión no era la misma, y los nervios ya se apaciguaron. Un poco, al menos. Ya dejé de levantarme el primero, a las 7 de la mañana, sentado en el sofá mirando lo bonitos que quedaban los regalos así tal cual los dejaron, para subir luego corriendo, cuando ya no aguantaba más, a despertar a mis perezosos padres, que siempre les costaba levantar. ¡Por una vez, era yo quien les despertaba, y no al revés!Pero ya lo dejé.

Más adelante, ya lo saben vuestras Majestades, no quise saber nada de ustedes, alegando lo que pienso desde hace ya un tiempo: que, sintiéndome lleno así tal cual estoy, no han de pararse Vuestras Majestades a fomentar un consumo fútil, del cual reniego. Pero me equivoqué en una parte, Majestades; y es que la ilusión que me inspiran, sigue ahí, aunque agazapada y austera, y a estas alturas, Majestades, yo también me siento su cómplice y paje. Así que, desde mi humildad e ilusión, Majestades, jugaré con ustedes aunque sea a mi manera, porque la ilusión ni se compra ni se vende, mal que les pese a los cuponeros de la ONCE.

Y, como no se me ocurre nada más que contarles, espero sólo que pasen unas felices fiestas, que disfruten haciendo su trabajo, y que, si ven a un tipo gordo vestido de rojo… bueno, da igual.

Se abriguen, que hace frío ahí fuera.

15 , diciembre , 2008 at 11:53 am 4 comentarios

Necedades

¿Y qué es lo que pasa que ya no escribes? ¿Y porqué este lugar tan desierto? Ni una frase que remarcar, una foto alucinante, una crítica mordaz, las ganas de reafirmarme en un estilo desordenado, personal, con influencias como el de cualquier otro mortal.

¿Y porqué tan ocupado, serio, atareado? Siempre de un lado a otro, culo inquieto, de mal asiento, como si te pellizcasen con fuerza cuando te fueras a acomodar. No has llegado ya apenas y te estás a punto de marchar. Y en todo éste tiempo, ni se te ocurre desbarrar, escribir, dar la nota, soltarte la melena virtual. Y a todo ésto miras y ves que tampoco estaba tan mal, que releer lo ya escrito sorprende y agrada por igual. Y el tiempo nos cambia, pero no mucho, no demasiado. Vamos aprendiendo y viejas experiencias, por malas o indeseables, ya las dejas olvidar, ocultas bajo un manto de saber acumulado y de buena voluntad.Otoño

Ya te sientes mejor, te gusta haber vuelto, aunque sólo sea un momento. Y gritar a los cuatro vientos que escribir mola mucho, y que sentir temblar los dedos antes de pulsar la tecla adecuada es algo fenomenal. Se parece a cuando te subes a un escenario, de esos que ya mis pies ni se acuerdan, pero que siguen evocando las manos, cuando agarradas al mástil entonan cantos paganos.

Sí, la sensación se le parece, y poco a poco vas y te creces y te crees un gran autor, piensas que no hay nadie mejor y al cielo te encaramas. Miras el gran valle, de donde vienes y adonde irás. Pronto, muy pronto. Tanto como tardes en darle a “Publicar”. Y ya habrá algo nuevo de éste bando, unas letras más estorbando en el mundo virtual, que han salido de cualquier manera, sin orden ni concierto aparente, arrojadas, de frente, diciendo necedades, cosas fútiles, de revista de variedades, pero que adornan que da gusto y abultan bastante.

Así que, bueno, mejor fuera que dentro. Porque era ya un tiempo de decirme, ¿porqué no escribo? Y responderme que ya lo haría, que mejor para otro día, que otra cosa tendría que hacer. Y ahora vacío y contento, me voy a tomar viento, que un tren hay que coger.

Un abrazo grande,

El barrendero.

3 , diciembre , 2008 at 11:29 am 2 comentarios

Entradas antiguas


Tempo, comunque vadano le cose lui passa…

agosto 2016
L M X J V S D
« Nov    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Su publicidad aquí

quikosastienes[arroba]gmail[punto]com

Por la ventana

  • 45,212 pajarillos han pasao

¡¡FEEDS GRATIS!! (Suscripciones)

Sí, Feeds.
Suscripciones en castellano.
No son malos ni te comen.
Sirven pa enterarse de cuándo de ha escrito una entrada o un comentario nuevos.
Lógica aplastante, pero a mí nadie me lo dijo.
¡Pincha y añade un nuevo enlace innecesario en tu explorador!

¡Suscripción! ¡Comentarios!

El que avisa no es traidor

Si crees que algo está mal... Probablemente lo esté.
¡Tu Internet Explorer está mal!

¡Yo no cometo errords!
Usa Firefox
O cualquier otro...

Los tres mandamientos de Creative Commons

Reconocerás al autor.
No te lucrarás con ello.
Usarás ésta misma licencia.
Para más info:
Licencia Creative Commons